¡A darle que aún hay muchos retos por superar!

#

Por Marco Antonio Cortez Navarrete

El lunes 1 de octubre inicia formalmente un capítulo más de la historia de Yucatán.

Mauricio Vila Dosal, rendirá protesta como titular del ejecutivo estatal y se convertirá en el cuarto gobernante de Yucatán en lo que va del siglo XXI.

El teatro José Peón Contreras será el escenario para la realización de esta ceremonia que reunirá a más de 800 personas.

Después larga hegemonía priista, durante el siglo pasado, en esta nueva centuria los yucatecos han elegido como gobernantes a Patricio Patrón (2001-2007), Ivonne Ortega (2007-2012), Rolando Zapata (2012-2018) y ahora a Mauricio Vila (2018-2024).

Un gobierno estatal nuevo, ante un panorama nacional totalmente diferente al imaginado hasta hace unos cuantos meses. No hay duda que hoy en México el concepto de democracia y alternancia ha cobrado una dimensión insospechada.

Me acuerdo perfectamente cuando el ex presidente Ernesto Zedillo Ponce de León salió a cuadro en la televisión anunciado que Vicente Fox ganó las elecciones presidenciales convirtiéndose en el primer jefe del ejecutivo nacional emanado del Partido Acción Nacional (PAN).

En su intervención Zedillo Ponce de León dijo, clara y categóricamente, que “a partir de esta fecha los mexicanos debemos acostumbrarnos a vivir en la alternancia en el poder” y esta frase, vaya que se quedó grabada en mi memoria.

Y fue que, a partir del 1 de diciembre del año 2000 con Vicente Fox Quesada, México, en efecto, comenzó una era, la era de la alternancia en el poder, que, sin duda, llegó a Yucatán y hoy es tan palpable y visible como el agua.

Mauricio Vila Dosal, empresario de éxito, con meteórica carrera política, tiene en sus manos el destino de Yucatán y de todos y cada uno de los habitantes, nacidos en esta tierra y también avecindados de tiempo atrás y en fechas recientes.

Carismático sin duda, con una mirada que revela agilidad, inteligencia y determinación para hacer las cosas, Vila se declara listo para agarrar las riendas del estado que junto con el resto del país vive un momento histórico, políticamente hablando.

No será fácil, advierte él mismo, al recordar que las condiciones en las que gobernaron sus antecesores fueron otras, pero tampoco elude señalar que las prioridades son la seguridad, la salud, la igualad ligada al empleo y el incremento de la población proveniente de diversos lugares del país y el extranjero.

Como gobernador de Yucatán, apoyado en su visión y agudeza para rodearse de gente preparada, capaz, experimentada y honesta, Mauricio Vila está listo para dar a conocer la lista de las personas que lo acompañarán durante su gestión al frente de uno de los tres poderes del estado y al mismo tiempo asegura trabajar coordinadamente con los demás poderes buscando una sinergia que lo conduzcan a cumplir con sus planes, programas y objetivos.

No tengo la menor duda que su paso por la alcaldía fue la catapulta de Mauricio Vila, su legado rindió frutos en muy poco tiempo y es, precisamente, en este recinto, ubicado en el costado poniente del que ahora ocupará, donde tendrá a un aliado estratégico.

Pues, a darle, a iniciar, porque en el horizonte local y nacional, hay muchos retos y obstáculos por resolver así que a trabajar para bien de todos. Yucatán ha sido, es y deberá seguir siendo primero y para lograr esto se requiere del trabajo de todos, en conjunto, para seguir siendo ese remanso tan ansiado que hay en el país.

Enhorabuena

Compartir.