Nuevas placas tectónicas recién descubiertas que podrían explicar los misteriosos terremotos ocurridos en el Pacífico

Por / hace 4 mess
#

Dentro del manto terrestre -la inmensa capa rocosa que se encuentra entre la corteza y el núcleo de la Tierra- hay, posiblemente, un nueva capa de placas tectónicas, afirma un nuevo estudio de la Universidad de Houston, Texas, en Estados Unidos.

Y este hallazgo, aseguran los autores de la investigación presentada esta semana en una conferencia en Japón, permitiría explicar una serie de misteriosos terremotosocurridos en el Pacífico entre 1946 y 1996.

Gracias a una técnica de mapeo en 3D, Jonny Wu y su equipo descubrieron esta capa de placas sometida a un proceso de subducción (por el cual borde de una placa se desliza debajo del borde de la otra) hace millones de años.

Esta capa fue encontrada bajo la isla de Toga en el Pacífico, una región donde se producen los terremotos más profundos del planeta.

"Básicamente, el 90% de la actividad sísmica superprofunda (a más de 500 Km de profundidad) ocurre en el área de Tonga -que es donde hemos encontrado este nuevo bloque", señaló Wu.

Comportamiento similar

Desde hace más de medio siglo se sabe que los continentes se deslizan sobre la superficie del planeta.

Como parte de este proceso, el lecho oceánico se abre y deja escapar magma del manto.

Pero también puede ocurrir lo opuesto: cuando las placas chocan entre sí provocan terremotos, cadenas montañosas, volcanes y fosas.

Placas tectónicas

Cuando convergen, las placas se hunden en el manto dando lugar a la subducción. Esto hace que una de las dos placas sea empujada hacia el manto donde continúa hundiéndose hasta el núcleo de la Tierra.

Las placas descubiertas por Wu sufrieron un proceso de subducción hace entre 50 y 60 millones de años, y ahora se mantienen a una profundidad de entre 440 y 660 km, en la llamada zona de transición.

Sin embargo, en vez de hundirse hacia el núcleo, se comportan de forma muy similar a las placas tectónicas de la superficie: se trasladan por miles de kilómetros de forma horizontal, a una velocidad similar, y la energía que liberan al chocarse puede también generar terremotos.

Misterio resuelto

Según los investigadores, el movimiento de estas placas podría explicar los misteriosos sismos conocidos como los terremotos de Vityaz, que se originaron en el manto entre Fiyi y Australia.

Estos sismos, señala el científico, podrían ser el resultado del deslizamiento de una placa por subducción, dentro de la zona de transición.

Wu aclara que los resultados de la investigación son preliminares y aún deben ser sometidos a un análisis crítico por parte de otros científicos.